CON ENTREGA DE COMPUTADORES PARA EDUCAR, PREPARAN RETORNO ESCOLAR EN ALTERNANCIA

Con el respaldo de Computadores para Educar, el alcalde de Sincelejo, Andrés Gómez Martínez, hizo entrega de 747 equipos portátiles, a rectores de 10 establecimientos educativos oficiales del área urbana y rural, que se han venido preparando para enfrentar el reto del año escolar 2021- 

La entrega llega en el marco del retorno progresivo a las aulas, según el modelo de alternancia propuesto por el Ministerio de Educación Nacional. 

“Agradecemos el cumplimiento a la ministra de la TIC Karen Abudinen, gracias por cumplirle a la ciudad. Son 747 computadores que se entregan a nueve instituciones educativas rurales y una urbana. Esto mejora las condiciones, disminuye las brechas y es un empujón grandísimo del gobierno, para entrar rápidamente en la alternancia”, enfatizó el Mandatario. 

La Secretaría de Educación municipal, informó que en esta oportunidad, Computadores para Educar destinó la donación a la Institución Educativa Normal Superior de Sincelejo, Técnico Agropecuario La Arena, La Peñata, San Isidro de Chochó, Rural San Antonio, Buenavista, San Rafael, San Martín, Cerrito de la Palma y La Gallera. 

Gestión para cerrar brechas en 2021 

“Estamos trabajando para que todas las instituciones educativas tengan conectividad, esto debe ir de la mano con la adquisición de computadores; hoy por cada ocho alumnos hay un computador, el compromiso para 2021, es que tengamos 2.500 computadores más, y lo vamos a cumplir y así, lograr que esa brecha alumno-computador, disminuya ostensiblemente”, precisó el Alcalde. 

La donación de Computadores para Educar, permitirá que la población escolar en condiciones de vulnerabilidad, pueda acceder al préstamo de estos equipos, para facilitar el desarrollo de sus actividades académicas, durante el tiempo que lo exijan las condiciones impuestas por la pandemia de Covid-19. 

  El pasado mes de mayo, Sincelejo recibió de Computadores para Educar, 867 equipos destinados a cuatro instituciones educativas urbanas, permitiendo que los estudiantes desde la virtualidad, siguieran en contacto con sus procesos educativos, en el pico de la emergencia.